"Historias Propias" Un acto de dignidad y resistencia

El Gobierno de Guadalajara, a través de la Dirección de Cultura presentan Historias propias, una intervención de Lorena Wolffer al Laboratorio de Arte Variedades (LARVA), que permanecerá del 1 de junio al 2 de julio, en el marco del mes de la diversidad.

HISTORIAS PROPIAS es un proyecto de intervención cultural participativa centrado en las historias de personas no normativas que se identifican como LGBTQAI+, tienen diversidad funcional y/o no se adhieren a las normas imperantes en terrenos como la etnicidad, la corporalidad y la edad. Además de celebrar a comunidades habitualmente excluidas de las narrativas oficiales —al difundir nuestras experiencias,interacciones y luchas cotidianas, y revelar las singulares formas en las que ocupamos y nos movemos por nuestras ciudades—, el proyecto también pretende visibilizar públicamente nuestras realidades en un momento de violencia generalizada y creciente discriminación.

La intervención consta de 5 pendones y 5 carteleras colocadas en la fachada del LARVA, en los cuales se podrán leer testimonios de residentes de Guadalajara, testimonios que giran en torno a la violencia ejercida a estos miembros de la comunidad LGBTQAI+. Además de un conversatorio denominado “Arte y Activimo” a realizarse en la biblioteca del LARVA el 30 de mayo a las 6 PM con la participación de Lorena Wolffer, Afra Mejía y Alina Peña.

En un país tan desigual como México, el acto de contar nuestra historia es, en sí mismo, un acto de dignidad y resistencia. En conjunto, muchas historias pueden alterar la narrativa nacional como establece la escritora y periodista peruana Rocío Silva Santisteban cuando escribe que "el valor del testimonio en la actualidad radica en la fuerza de ser un relato de vida que, junto con otros similares, van a conformar una nueva narrativa nacional configurando formas alternativas de organización política y maneras de entender lo nacional desde una perspectiva contrahegemónica”. HISTORIAS PROPIAS pretende inscribir las historias de personas no normativas en las narrativas de y sobre Guadalajara, junto con las del resto de la población, para celebrar y honrarlas públicamente.

Lorena Wolffer (Ciudad de México, 1971)

Desde hace más de veinte años, el trabajo de la artista y activista cultural Lorena Wolffer ha sido un sitio permanente para la resistencia y la enunciación en la intersección entre el arte, el activismo y el feminismo. Mientras en su propia obra artística aborda asuntos relacionados con la fabricación cultural del género y defiende los derechos, la agencia y las voces de las mujeres, también ha producido, facilitado y curado decenas de proyectos con una gama heterogénea de artistas en plataformas como el museo, el espacio público y la televisión. Desde la creación de radicales intervenciones culturales con diversas comunidades de mujeres hasta la elaboración de nuevos modelos pedagógicos para el desarrollo colectivo de conocimientos situados, estos proyectos se producen dentro de una arena que reconoce la pertinencia de los lenguajes experimentales y desplaza la frontera entre lo que conocemos como alta y baja cultura. El quehacer de Wolffer —un escenario para la voz, las representaciones y las narrativas de otrxs, habitualmente invisibles en el contexto mexicano— articula la posibilidad de una realidad cimentada en el respeto y la equidad.